Como profesionales de la salud bucodental, en Centros Odontológicos Romano hacemos frente diariamente a problemas muy variados, desde pequeñas molestias casi intrascendentes hasta situaciones graves que debemos tratar con gran precisión y durante largos periodos de tiempo. Como en la salud general, podemos encontrarnos con las patologías orales más frecuentes a menudo, y precisamente por ello se han convertido en problemas que podemos solventar con gran diligencia.

En muchas situaciones, las patologías orales más frecuentes pueden incluso pasar por nuestra boca de manera asintomática. Muchos pacientes pueden no ser conscientes de lo que tienen, o confundir las señales con una falsa normalidad, pero cada uno de estos problemas tiene una solución específica.

Úlcera aftosa

La estomatitis aftosa es una enfermedad que provoca la aparición de úlceras. Son pequeñas y molestas lesiones que aparecen en el interior de la cavidad oral, y que popularmente se conocen con el nombre de aftas. Su recurrencia y aparición es muy común, ya que su aparición puede deberse a distintos factores, como las lesiones bucales, el estrés y ciertos alimentos.

Además, hay otros factores que pueden estar directamente relacionados con la aparición de las úlceras aftosas: un sistema inmunitario débil, alergias alimenticias, traumatismos y malnutrición. Para tratar este tipo de lesiones podemos emplear medicamentos tópicos, que ayudarán a aliviar el malestar o dolor, así como enjuagues bucales, mejorar la higiene y, de paso, evitar los alimentos picantes.

Lengua vellosa negra

Otra de las patologías orales más frecuentes es la conocida como lengua vellosa negra. Es una enfermedad bucal inofensiva y temporal que le proporciona a la lengua un aspecto velloso y una coloración oscura. Las papilas que se encuentran en el dorso de la lengua tienen una anatomía ligeramente más alargada, siendo sobre estas diminutas proyecciones donde se acumulan bacterias, hongos, tabaco y restos de alimentos, que tienen la capacidad de teñir y manchar esta superficie.

El paciente que lo sufre puede empezar a sentir un aliento más fuerte de lo habitual (halitosis), una apariencia vellosa del dorso de la lengua, alteraciones del gusto y el cambio de color de la superficie lingual. Para tratar esta patología, el protocolo es sencillo: abandonar el tabaco, mejorar la higiene bucal y lingual, cambiar a mejor los hábitos alimenticios, evitar el alcohol y usar enjuagues bucales.

Lengua geográfica

La lengua geográfica es una manifestación inflamatoria de la superficie de la lengua. Al igual que el caso anterior, es una alteración inofensiva que no tiene relación con procesos víricos ni infecciosos. Este tipo de lesiones se manifiestan como unos parches o islotes que se forman en la lengua, dándole dicho nombre ya que simulan una especie de mapa.

Son formaciones lisas y rojas delimitadas por un borde ligeramente elevado, y que se unen a una sintomatología clara: molestias, dolor y sensación de ardor en la lengua. Su tratamiento no requiere intermediación médica, pero para disminuir su estado activo podemos recurrir a enjuagues bucales con anestesia, antihistamínicos y suplementos de vitamina B.

Mucocele labial

El mucocele es otra de las patologías orales más frecuentes. Es un bultito que aparece en el labio que puede llevar a confusión con una yaga bucal. Esta lesión está delimitada por una gruesa capa de tejido fibroso que se suele localizar en la capa interna de la dermis, aunque donde suele localizarse con mayor frecuencia es en la parte interna del labio inferior.

Su aparición puede deberse a diferentes causas, desde traumatismos o golpes en la boca hasta mordiscos de forma consistente y frecuente en el labio. Aunque tenga un aspecto no muy agradable y pueda resultar incómodo, el mucocele no es doloroso: generalmente, suele reabsorberse de manera espontánea. Si se diera el caso de que no se reabsorbiese por sí mismo, sería necesario retirarlo mediante un sencillo procedimiento quirúrgico.

La frecuencia con la que nos encontramos estas problemáticas, unida a su carácter principalmente leve, hace que puedan ser remediadas mediante procedimientos relativamente sencillos y que no resulten molestos para los pacientes. Soluciones efectivas para pequeños problemas del día a día.

Tu clinica dental en Alicante, San Vicente y San Juan.

©Romano2019

Dónde estamos

ALICANTE, Plaza Ruperto Chapí nº1 03002 (Alicante) 965 21 80 57

SAN VICENTE, Av. Ancha de Castelar nº77, local derecho, 03690 San Vicente del Raspeig (Alicante). 965 66 52 26

SAN JUAN, C/ Mosén Pedro Mena, 12 Sant Joan d’Alacant (Alicante) TLF. 965 65 89 51

LEGAL

Contáctanos

Contáctanos por Email

(+34) 965 21 80 57

662 055 962

Diseñado y Desarrollado por ComunicAlicante

Pin It on Pinterest

Shares
Share This